lunes, 1 de noviembre de 2010

Blind melon: los años grunge

Hace años me debía un post sobre Blind melon, una de mis bandas favoritas, grupo capital en la escena grunge de los noventas y proyecto frustrado que se iniciara en gran forma a principios de esa década con un primer álbum homónimo y una gira con Guns N' Roses.
"Blind Melon" (1992) fue un disco lleno de singles potenciales, cargado de música muy original y una particular manera de entender el rock. Los Blind melon nunca fueron una banda común, pero la crítica de su tiempo no los supo apreciar. "Soup", cuya canción-título quedó curiosamente fuera del primer disco, fue un paso adelante: segundo álbum instalado a años luz de las radiofórmulas, grabación llena de sentimiento que nos devuelve al recuerdo inmortal de Shannon Hoon en Woodstock 94, performance a la que éste blogger regresa cada cierto tiempo.
"Soup" fue un disco más oscuro. El vocalista de la banda tenía graves problemas con las drogas, y el sonido y las letras hicieron eco de ello. Un disco escandalosamente olvidado e infravalorado por la crítica norteamericana.
Del primer disco recordamos -en cambio- su sonido insistente en un par de radios capitalinas, los vídeos de las presentaciones del album abriendo los conciertos de Lenny Kravitz, Soundgarden, Neil Young y Rolling stones; y una gira propia jamás completada (las adicciones de Hoon siempre lo impideron).
Poco después de la aparición de "Soup" (1995), la banda grabó "Out on the tiles", un tema para Encomium, disco en tributo a Led Zeppelin. Para entonces, la nueva gira de Blind melon otra vez tenía problemas a causa de un Shannon Hoon fuera de control que fue hallado muerto en el autobús del grupo producto de una sobredosis.
La muerte del frontman marcó nuevamente a la generación de jóvenes que crecieron con el grunge y que nunca más pudieron vivir la música del modo en que se vivió en esos años. Nunca sabremos cuál pudo haber sido la evolución de la banda de no haber desaparecido su vocalista, pero en "Nico" (disco póstumo con canciones que quedaron fuera de sus primeros álbumes) hay temas estremecedores e indispensables, constituyendo -a nuestro modo de ver- un disco más en su trayectoria y no una mera recopilación de rarezas y grabaciones descartadas.
Blind melon es hoy una banda de culto. Se ha revalorizado su música con mayor intensidad y su gran legado (sentimento musical característico de los años '60 y '70, con su respectivo toque de modernidad) siempre será la voz del movimiento grunge y de la furiosa y mal llamada Generation X. Blind melon volvió a reunirse y a parcharse luego de la muerte de su vocalista. Después de "Nico" (1996), la banda publicó Tones Of Home: The best of Blind Melon (2005) y con nuevo frontman grabó Live At The Capitol (2006) y For My Friends (2008), pero esa es otra historia, una que aquí no aceptamos porque preferimos quedarnos con la primera y emblemática etapa.
Lo último que supimos sobre Blind melon es que en 2008 se había publicado el libro A devil on one shoulder and an angel on the other: The story of Shannon Hoon and Blind Melon, del periodista musical Greg Prato, volumen basado en la carrera de la banda antes de la muerte de Shannon Hoon. El año pasado encontramos y hojeamos el libro en una librería de la capital, esperamos conseguirlo pronto y comentarlo en este espacio.
Son muchos los temas que nos gustaría compartir aquí, al final de este post que ha esperado muchos años, pero preferirnos dejarlos con la voz inicial, aguda, desgarrada y muy peculiar de Shannon Hoon: un tema de letra impresionante que habla de la miseria, del desvanecimiento, del nunca volver a ver el sol, del miedo al cambio y a ponerse de pie. La primera canción que escribió el extinto vocalista con una steel-guitar y una armónica inicial melancólica e in-crescendo se inicia de este modo: I don't feel the suns coming out today / it's staying in, it´s gonna find another way / as i sit here in this misery i don't think i'll ever see the sun from here / and oh as i fade away... Como no basta la lectura, habrá que subir el volumen al máximo. Aquí está Change para ustedes.

4 comentarios:

  1. Me parece genial tu nota sobre los Blind melon, una bandaza injustamente olvidada por un gran sector de la crítica. Felizmente hay quienes sí vivimos esos años y sabemos de qué está hecha su música.
    Tienes un buen blog, recién llego pero me voy a quedar por aquí linkeándolo y leyendo.
    Maite Murillo

    ResponderEliminar
  2. Gucho te acordarás que cuando hicimos especial de metal en la radio en el disco del Wodstock 94 aparecía justo Soup, y, sin mentirte, fue la canción que más me gustó de ese doble.Una lástima por Shanon, tenía una excelente voz, incluso aparece con los verdaderos Guns Roses en el video de Don´t cry (ese grabado en la azotea de un edificio).
    Gracias por el post.
    Roberto "miserable" Angulo G.
    Un abrazo hasta las estrellas.

    ResponderEliminar
  3. estimado "miserable",
    el post sobre blind melon me lo debía hace mucho y efectivamente recuerdo bien el especial en la radio. el "soup" es un buen tema, un álbum que mereció mejor destino. shnnon hoon fue muy amigo de axl rose y definitvamente su participación en el vídeo de "don´t cry" le dio mayor visibilidad al vocalista y a la naciente banda de new orleans.
    el fin de semana escuché una y otra vez los dos primeros discos de blind melon, así como las ediciones póstumas de la primera época. si bien es cierto el reemplazante de hoon imita bastante bien la voz del extinto frontman, en particular prefiero las primeras placas grabadas en los noventas (y aquí incluye "nico", donde es posible encontrar excelentes performances y algunas rarezas).
    escuchar a blind melon me ha devuelto muchas cosas, me ha regresado en el tiempo.
    gracias por comentar siempre por aquí.
    un abrazo

    ResponderEliminar
  4. Está ¡GREAT!!!.. Lo voy a compartir.
    Chancle

    ResponderEliminar

only write