jueves, 14 de julio de 2011

Libros a la calle: el ejemplo de Madrid

Cerca de 21.000 fragmentos de los libros del último premio Nobel de Literatura, Mario Vargas Llosa, de la ganadora del premio Cervantes, Ana María Matute, de Ernesto Sábato, de Manuel Vicent o de Gloria Fuertes, entre otros, se exponen desde ayer en la red de transporte público madrileño (autobuses, metro, metro ligero, intercambiadores y trenes de cercanías).

Se trata de la décimoquinta campaña Libros a la Calle que partió de la Asociación de Editores de Madrid como una iniciativa para promover la lectura. "El objetivo es incentivar la lectura entre los madrileños que son los españoles que más emplean el transporte público en sus desplazamientos diarios y además los que más leen", han explicado las autoridades. El 70,4% de los madrileños lee en su tiempo libre frente al 57% de media española. Uno de cada tres lectores madrileños asegura que suele leer mientras viaja en transporte público, más del doble que en el resto de España.

Se han colocado 9.000 stickers con fragmentos de obras literarias en la red de Metro, otras 9.000 en los autobuses de la red pública, 6.000 en los vagones de los trenes y además se repartirán 1.000 carpetas con todas las láminas.

"La lectura es un hábito, una evasión, una parte extraordinariamente necesaria en nuestras vidas. Los libros nos enseñan las claves de nuestro desarrollo personal, cultural profesional y vital y a través de ellos conocemos mejor el mundo que nos rodea", han destacado los organizadores, y nosotros desde aquí lo aplaudimos. Sin duda, un ejemplo digno de imitar.

1 comentario:

  1. Ojalá tomaran esos buenos ejemplos aca en nuestro país, y asi contribuir con su desarrollo....:)

    ResponderEliminar

only write