sábado, 24 de enero de 2009

El novelista y el mar

La de anoche -a pesar de la tardanza y los inconvenientes en Playa Azul- fue una noche excepcional. Huanchaco reventó de gente que incluso tuvo que caminar largas distancias y esperar bajo el ardiente sol por horas, para llegar a la cita. En el escenario instalado a escasos metros del mar liberteño se presentaron, al inicio del programa, los huanchaqueros, quienes demostraron su habilidad y rapidez al momento de elaborar caballitos de totora. Problemas de sonido impidieron apreciar la performance de los grupos de danzas. Despuès de una larga espera: Mario Vargas Llosa -en medio de una prolongada ovación- se instaló en el escritorio ubicado al centro del escenario, mientras el cielo rojo del anochecer caía sobre el mar, los flashes fotográficos enceguecían y se iniciaba la magia de sus palabras.

Mario habló de la novela que está escribiendo (El sueño del celta); se desdobló en entrevistador y entrevistado, para dar cuenta de los secretos que guarda al momento de escribir sus obras. Se acordó de Tolstoi, citó varias veces a Patricia Highsmith, y a lo largo de la hora se extendió ampliamente en el mundo psicológico de los personajes de su nuevo proyecto literario, el mismo que tendrá a El Congo, Berlín y la selva amazónica peruana como principales escenarios.

Quisiéramos decir muchas cosas sobre la conferencia de anoche, pero es difícil -sino imposible- explicarlo y no exagero. Pocas veces hemos estado ante un autor tan leído, tan querido. Cuando nos fuimos, desde la vía principal de Huanchaco se observaban los fuegos artificiales y se oía la marinera que cerró la noche como una lejana letanía. Noche intensa, cita inolvidable.

7 comentarios:

  1. mario eres grande!. pero palo para lor organizadores porque empezaron una hora y media después de la hora fijada. a mi no me interesan los caballitos de totora esos. yo fui a escuchar al autor de la guerra del fin del mundo...!!!

    niña mala

    ResponderEliminar
  2. anoche te vi, mario, estabas en camisa y sùper sonriente. lo malo fue que los estudiantes de periodismo de las universidades de trujillo son corchos porque no te preguntaron cosas que valgan la pena. igual, la sensaciòn de huanchaco sobrevive.

    clau

    ResponderEliminar
  3. que bueno gucho, bien por ti y toda la gente que estuvo ahi, me diste alcances ayer sobre su la exposición de Mario.
    Escritor entrañable, ayer estuvo con la muchachada y por el tumulto que se armó no pude escuchar todo el conversatorio, pero me alegra que MVLL, maestro y escritor al que siento tan cercano haya estado tanto en Huanchaco como en la Feria.Ojalá se le pueda ver de nuevo por esos lares, con esa diafanidad de pensamiento y su calidad como expositor y persona.
    Un abrazo,
    literaverba.

    ResponderEliminar
  4. el más notable escritor peruano de estos tiempos. gracias mario.

    adolfo

    ResponderEliminar
  5. yo estuve en plaza azul y la verdame pareciò caòtica la playa de estacionamiento. cuando aprenderemos los peruanos a hacer un evento sin lìos.

    narda

    ResponderEliminar
  6. yo estuve en plaza azul y la verdame pareciò caòtica la playa de estacionamiento. cuando aprenderemos los peruanos a hacer un evento sin lìos.

    narda

    ResponderEliminar
  7. amigo.
    yo no sè quien seràs pero dájem felicitarte por el blog. el el ´ncio medio electrómico que viene cubriendo día a dia las incidencias d ela feria del libro de trujillo.
    un beso

    anna.

    ResponderEliminar

only write